• 26,987 / 1,366,125
  • 34 / 7,652
  • 5,049 / 54,890

Ahora me encanta mi pezón!!!

Bueno, la verdad es que siempre me han gustado las modificaciones corporales, especialmente los piercings. Mi primer piercing fue en el ombligo a los trece años (con 9 me hice un segundo agujero en el lóbulo derecho que se infectó y tuve que quitarme). El piercing del ombligo me lo quité un año después y hace 3 meses que me lo he vuelto a hacer. Pero ese piercing es otra historia que ya conté.

El sábado por la noche, estando por ahí de fiesta, salió el tema de conversación del piercing en el pezón y la verdad es que a mí me gustaba de antes, pero al empezar a hablar de ello me picó el gusanito del piercing y sabía que me lo haría pronto. Ayer estuve apunto de ir al estudio porque pasé por delante dos veces, pero iba con un poco de prisa y aún no me había hecho a la idea así que decidí dejarlo y pensármelo un día más.

Hoy pensaba ir a hacérmelo pero unos contratiempos casi me quitan las ganas. Se me ha llevado el coche la grua y he tenido que ir a buscarlo desembolsando el consecuente pastón... pero al final he decidido que iría de todas maneras, así pensaba en otra cosa y no en la dichosa multa y la verdad es que ha funcionado, la multa ha pasado a segundo plano y la experiencia del día ha sido el piercing en el pezón.

He cogido el metro desde Zona Universitaria y me he bajado en Liceo. Me pillaba más cerca la parada de Plaza Catalunya, pero así daba un paseo para relajarme antes de ir al estudio y de paso me he comido una pasta que he comprado en una panadería. Después de callejear un poco, respiré hondo y me fui derecha a LTW. El chico me preguntó que quería, y yo le dije que un piercing en el pezón, y pregunté por mi piercer habitual (quería que me lo hiciese él, que hasta el momento todas las experiencias han sido buenas). Me ha contestado que sí estaba y que salía en seguida.

En cuanto me ha visto ya sabía a por lo que iba, porque se lo había comentado el día antes por email, así que fue a preparar las cosas y en un momento volvió a buscarme. Pasamos a la sala y charlamos un poco mientras me quitaba la camiseta y el sujetador. Me preguntó si estaba nerviosa... ¡Claro que lo estaba! es inevitable, aunque he de reconocer que más tranquila que en las ocasiones anteriores. Además la situación era un poco más vergonzosa que de costumbre, pero bueno, en un momento se me había olvidado la verguenza.

El procedimiento fue el típico. Primero marcó mi pezón, hizo un punto en el centro, y dos puntos a los lados y también dibujo una línea para comprobar que estaba bien. No lo hice exactamente horizontal, está levemente (muy leve, tal vez 1 mm) inclinado hacia adentro, es decir la bola exterior 1mm más alta que la interior. Me gustó como lo señaló así que me desinfectó el pezón con algún producto jabonoso y me tumbé. Entonces puso las pinzas en el pezón y cerré los ojos, tenía que llenar de aire mis pulmones y soltarlo cuando él me dijera, entonces me perforaría.

Cogí aire y al soltarlo noté una presión bastante fuerte y un leve pinchazo, después volví a coger aire y a soltarlo y cuando lo hice ya estaba colocada la pieza, enroscó la bolita y listo. Apenas salieron unas gotas de sangre, yo no las vi pero sí vi un bastoncillo manchado de rojo así que supongo que algo salió.

Me explicó los cuidados típicos mientras me volvía a poner el sujetador y la camiseta, además me puso una gasa en el pezón para evitar el roce del sujetador, hablamos un poco más y me acompañó hasta la entrada, me despedí de él y fui a pagar. En total 51 euros con un cambio de piercing incluido dentro de un mes.

La experiencia ha sido dolorosa, pero no insoportable. En una escala del 1 al 10 podría decir que ha sido un 7, pero ha sido tan rápido que casi no me ha dado tiempo a darme cuenta del dolor, en menos de 5 segundos ya tenía la pieza colocada, con lo que ha sido muy soportable. Después me ha picado bastante el pezón y ahora han pasado unas 6 horas y aún me pica a veces, pero no me duele ni está aparentemente hinchado.

Ahora toca hacer las curas con jabón neutro y suero fisiológico dos o tres veces al día durante un par de meses. Espero que la cicatrización sea rápida y sin complicaciones y poder lucir un bonito piercing este verano en las playas de Barcelona!

Conclusión: es un piercing que queda muy sexy, tanto en chicos como en chicas. El dolor es soportable y muy breve con lo que si te gusta este piercing y dudas... háztelo!! no te lo pienses demasiado y verás como no te arrepientes. Ahora tengo un pequeño secreto debajo del sujetador y se enterará a no ser que yo quiera que se entere.

Details

submitted by: Anonymous
on: 09 July 2008
in Nipple Piercing

Use this link to share:


Artist: Funi
Studio: LTWTattoo
Location: Barcelona%2C+Barcelona+ES

Comments (0)

add a comment

There are no comments for this entry

Back to Top